CITAS FAVORITAS

"...una nación bajo Dios, indivisible, con libertad y justicia para todos." (CONSTITUCIÓN DE LOS EE.UU)

Se puede engañar a algunos todo el tiempo y a todos algún tiempo, pero no se puede engañar a todos todo el tiempo.
(ABRAHAM LINCOLN)

¿Y tú, por qué los quieres tanto? —Porque vigilan el muro. Y dicen: "nadie va a haceros daño esta noche. No durante mi guardia" (AGUNOS HOMBRES BUENOS).
ALICANTE DESDE EL MACHO DEL CASTELL
EL MIRADOR DEL PONOIG

POLOP DESDE EL PONOIG

POLOP DESDE EL PONOIG

SEGUIDORES FIELES

CITA POLÍTICA CON ENJUNDIA

Las casualidades en política no existen. Y si se produce alguna, es que está cuidadosamente preparada.

Después de haberse zampado unos cubatas, la mujer se da la vuelta, mira al hombre fijamente a los ojos y le dice:

"Oye, quiero decirte algo, yo jodo a cualquiera, en cualquier momento y en cualquier lugar, su casa, la mía, en el coche...no me importa. Simplemente me encanta.

El tipo, con una sonrisa de oreja a oreja, responde,

"¿En serio?, ¡yo también soy político!...¿a qué partido perteneces tú?

SALVEMOS AL TIO PEPE

SALVEMOS AL TIO PEPE
SALVEMOS AL TÍO PEPE.

martes, 29 de mayo de 2012

EL MAELSTRÖM....Y LA PANTOJA.

Parece ser que en Noruega, ese pequeño país al norte de Europa, vamos, algo así como Catetonia al norte de Spain, pero sin Pep Guardiola que se la venda a Qatar, existe una especie de remolino.

Pero no un remolino cualquiera.

No como uno de esos remolinos que se forman cuando tiras de la cadena del W.C., bueno o aprietas el botón.

Un señor remolino. Una cosa así como el que se forma cuando, de quinquenio en quinquenio, se cruzan dos ideas en la mente de la Valenciano...y se encuentran.

Representación por pintor de ciencia ficción del día que dos ideas, metafóricamente representadas por dos naos, se produjeron en la mente de Elenita: Me estoy meando y me gustaría ir al cine. La debacle.

Sí, sí, ya sé que es difícil, primero que en semejante jamelga puedan encontrarse dos ideas, que sería de Premio Nobel para el que las encuentre y segundo que llegaran a ocupar un lugar cercano en semejante desierto.

En Rubalcaba el fenómeno se produciría si, por uno de esos fenómenos que se producen cada diez milenios, entrara en esa calva oquedad una idea decente.

Bueno, pues en esos mares que antaño surcaran los aguerridos vikingos, hoy convertidos por mor de la socialdemocracia y la democracia cristiana en señoritas de la Cruz Roja (algunas bastante macizas, todo hay que decirlo), se produce un fenómeno, por no sé que corrientes que se juntan, que consiste en un remolino grande, enorme y con bastante mala leche.

En este succionante fenómeno se basó Edgar Allan Poe para escribir un espeluznante relato.

Si no recuerdo mal, había un señor en lo alto de un fiordo mirando al mar, como Jorge Sepúlveda, pero en rubio, alto y con los ojos azules, y bastante soso como casi todos los nórdicos, que para eso tienen nombre de ropa de cama.

Guapo, lo que se dice guapo, guapo, hay que reconocer que no era, pero también miraba al mar y cantaba bastante bien. Santandeeeeer, eres novia del marrrrrrr....


Bueno, pues allí estaba el buen señor, que a lo mejor estaba mirando el fiordo para ver desde donde tiraba a su suegra, que era bastante mala pécora, y además, para más delito, había parido a su señora esposa, suficiente delito, cuando vio a una embarcación que se acercaba a la cosa que chupaba, como esas señoritas que fuman y que adornan, cuando no está Pepiño, los aledaños de nuestras gasolineras.

Y la barquichuela se metió en aquella cosa que no paraba de girar, y girar, y girar.

Coño y que no salía la jodía.

Y que cada vez estaba más abajo.

Y ya podían soltar lastre, achicar agua, rezar y blasfemar, que aquel tío-vivo no paraba de dar vueltas.

Al final, de los tres que iban en la barca, solo uno, el más avispado, y que además no se murió, se metió en un barril y consiguió salir del desastre.

Y cuentan que los que le recogieron, que eran conocidos suyos, no le reconocieron.

Y no sé yo por qué, cuando leo las noticias del día, que se parecen cada día más a la sección de esquelas del ABC, me acuerdo del cuento.

Para alegrar un poco el cotarro, porque esto ya es de velatorio, sale la Pantoja y dice lo único que es verdad en las declaraciones de tanto manguta en estos últimos años, que ella es tan ignorante, o inconsciente como la señorita Cristina, pero que además ella no está al 50% con nadie.

!! Coño y es verdad !!.

Será una mangante, que lo es.

Será una chorizo, que lo es.

Será más cutre que el "papá no corras" enfundado en crochét, que lo es.

Se afeitará las patillas con una podadora a gas-oil, que se las afeita.

Más que maquillarse se restaura.

Pero tiene razón.

1 comentario:

  1. Pues tiene razón, o todos moros o todos cristianos ¿O no?.
    Tu botón del +1 de google no funciona bien.
    Saluditos.

    ResponderEliminar

Aviso a navegantes: Debido a las incursiones de un troll faltón (pariente de una mora boba), me veo obligado a moderar los comentarios. Os ruego disculpeis las molestias.