CITAS FAVORITAS

"...una nación bajo Dios, indivisible, con libertad y justicia para todos." (CONSTITUCIÓN DE LOS EE.UU)

Se puede engañar a algunos todo el tiempo y a todos algún tiempo, pero no se puede engañar a todos todo el tiempo.
(ABRAHAM LINCOLN)

¿Y tú, por qué los quieres tanto? —Porque vigilan el muro. Y dicen: "nadie va a haceros daño esta noche. No durante mi guardia" (AGUNOS HOMBRES BUENOS).
ALICANTE DESDE EL MACHO DEL CASTELL
EL MIRADOR DEL PONOIG

POLOP DESDE EL PONOIG

POLOP DESDE EL PONOIG

SEGUIDORES FIELES

CITA POLÍTICA CON ENJUNDIA

Las casualidades en política no existen. Y si se produce alguna, es que está cuidadosamente preparada.

Después de haberse zampado unos cubatas, la mujer se da la vuelta, mira al hombre fijamente a los ojos y le dice:

"Oye, quiero decirte algo, yo jodo a cualquiera, en cualquier momento y en cualquier lugar, su casa, la mía, en el coche...no me importa. Simplemente me encanta.

El tipo, con una sonrisa de oreja a oreja, responde,

"¿En serio?, ¡yo también soy político!...¿a qué partido perteneces tú?

SALVEMOS AL TIO PEPE

SALVEMOS AL TIO PEPE
SALVEMOS AL TÍO PEPE.

lunes, 21 de mayo de 2012

PAÍSDEPLAÑIDERAS.ES

Ya han llegado al extremo, los unos, los otros y los de más allá, de tanto tocamiento impúdico, de hincharme tanto mis atributos varoniles, o sea mis cojones, que están alcanzando el punto de explosión.

Hasta ahí, lo normal.

Porque al fin y al cabo, al menos en España, que lo que le pase a los gabachos, macarronis y demás patulea, me la menea, los políticos de uno y otro signo (será el del zorro, o el de la zorra, que de raposos y raposas están plagados) se dedican, o así lo parece, a crear el mayor número de problemas para así, tras resolverlos, ponerse la medalla.

Solo que no los resuelven. Los agravan.

Es algo así como Windows, que para no perder mercado, lanzó una versión infumable, hasta llegar a la bazofia hortera que es en la actualidad.

Algo así como los Ministros de economía de los distintos ¿Gobiernos? de esta Memocracia Criminal, que han llegado, y me temo que no es el final, al sistema operativo Guindos, al que se dedica a hackear con frenesí Montoro Salvaje, y que no es sino un no saber a quién putear más, y acabar puteando hasta la extenuación a todo el mundo.

Así no se equivocan.

A ver, a ver, que no me acuerdo yo de qué putada tenía que gastarle a Guindos.


Pulse Ctrl-Alt-Supr y conseguirá un bonito aumento del IRPF.

Y Sorayita, la inteligente (como será la otra), se dedica, como en los combates de boxeo, a pasear su nunca grácil figura (y ahora menos), por el cuadrilátero de la Nación, cuando los viernes relata, como si hablara a delincuentes subnormales, las fechorías económico-financieras de los que estaban llamados a ser los salvadores de la Patria.

Hasta aquí todo normal en una gente que no sabe bien, o mejor ni sabe, ni quiere saber, lo que va a ser de mayor.

Ya lo dijo Mariano en el congreso de Valencia, capital de Bulgaria, que el que quisiera ser  liberal o de derechas, que se buscara la vida en otra parte.

Ya estaba bien claro: querían ser demócrata-cristianos, que después de Rubalcaba-Zapateriano, es lo peor que se puede ser en esta vida.

Al fin y al cabo, a los comunistas y a la extrema derecha, los ves venir y sabes de qué van.

Pero a esta patulea de inútiles depredadores de bienes ajenos, de un color y del otro, se unen, cual coro de plañideras, la otra especie más plañidera del Universo Mundo: la prensa.

Conocíamos perfectamente a la prensa nacida del falangismo más azul, El País y sus derivados, y a las televisiones de Berlusconi, al que la ideología se la trae fresca siempre que dé dinerito fresco.

Pero ahora existe otra prensa, y televisión, en la que algunos elementos, alcanzan las más altas cotas de idiotez y papanatismo.

A ver si se enteran de una vez por todas, que estaría muy bien salir con eso de que "solo llevan cinco meses en el ¿Gobierno?, si los miembros del Ejecutivo acabaran de salir de debajo de la tierra, o hubieran estado los últimos trescientos años en hibernación.

Pero no es así.

La gente, o al menos la gente medianamente informada e inteligente, sabíamos que la deuda era, como mínimo, la que va saliendo a la luz, e igual el déficit presupuestario, solo comparable al déficit de inteligencia de Pepiño, Aído, Pajín y Zapatero juntos.

Ya está bien de repetir la melonada de: "La Salgado mintió".

Pues claro que mintió, capullos.

¿O es que no se le notaba en esa mirada de: te la estoy clavando hasta las bolas?.

Pero es que vosotros también mentíais cuando decíais que no sabíais lo que había. O todo lo que había.

Ahora nos vienen estos salvadores del policastrerío de la "nosesabebienqué" opción que representan los peperos, a decirnos con cara compungida, que no se pueden tomar todas las medidas a la vez.

¿Y entonces para qué queremos trece Ministros?.

Que nombren uno, y cuando arreglen los asuntos de ese Ministerio, que nombren a otro hasta que arregle lo de su competencia, y dé paso al tercero, y así sucesivamente.

O sea, que no se puede arreglar la Sanidad hasta que no se arregle el campo.

Y que con qué cara critican los sociatas a los peperos, si ellos dejaron el país hecho unos zorros.

Pues muy sencillo, no tienen autoridad moral para hacerlo, pero tienen la obligación Constitucional de hacerlo, porque son la Oposición, navajera, ladrona y criminal, pero la Oposición.

No pretenderán que las huestes zarrapastrosas de Rubalcaba se vuelvan Hermanitas de la Caridad y les den la razón en todo.

Porque yo no soy economista, que consiste en ser un señor que se equivoca en el pronóstico, se equivoca en la solución, pero que siempre está en posesión de la verdad, ya sea de Keynes o de Adam Smith.

Y mientras tanto, al pueblo, que le vayan dando por retambufa.

Aunque algunos bien que se lo merecen.

Pero mi orificio es de una sola dirección. Y no de entrada.




4 comentarios:

  1. Bien esplicaoooo, Capi. Así se habla. Que aquí hay mucho "demócrata de pacotilla" que en esconde sus aficiones por seguir siendo de la Cofradía de llevar los pasos "sagrados" y de rezar por los bajinis para no ser tachado de meapilas.

    Lo peor que el puede caer a un país, tal como expones y se ha demostrado en toda Europa desde 1945, es el gobierno de "democristianos" de turno, que ni son semócratas, sino vaticanistas al 100%, ni cristianos porque lo suyo es jugarsela al mejor amigo en cuanto tienen ocasión.

    Estamos plenamente de acuerdo en tu proclama más racional = "Porque yo no soy economista, que consiste en ser un señor que se equivoca en el pronóstico, se equivoca en la solución, pero que siempre está en posesión de la verdad, ya sea de Keynes o de Adam Smith. ".

    Ya sólo nos faltaba, y ha sucedido y está sucediendo, que el canal televisivo que más alto se autodeclara LIBERAL y libre hace todos los día campaña a favor de marcar la casilla de Rouco en la Declaración de la Renta. Y luego se ponen a discursear sobre lo sectarios que son los "OTROS".

    ResponderEliminar
  2. Deberíamos dar tantas patadas en el culo a tantos que nos romperíamos las espiñillas, useasé las tibias, peronés y hasta las botas aunque sean de punta de acero. Yo casi pienso que lo mejor sería que la Merkel nos interviniera y cerrara tanto chiringo podrido como tenemos.
    Saluditos.

    ResponderEliminar
  3. Apoyo a Zorrete, que la Merkel nos meta mano y pasemos a depender de Alemania. Está demostrado que los cabezas cuadradas, siempre se han recuperado y salido a delante en muy pocos años.

    ResponderEliminar
  4. Yo soy de los que cree que Don Mariano está rezando a todas las vírgenes del santoral para que Merkel no tarde mucho en meter la mano.
    ¡Eso que le ahorraría, al cobardón de la Moncloa!

    Un saludo, Capitán.

    ResponderEliminar

Aviso a navegantes: Debido a las incursiones de un troll faltón (pariente de una mora boba), me veo obligado a moderar los comentarios. Os ruego disculpeis las molestias.